Las órdenes de compraventa de acciones

14/08/2016

Protector del Inversor Bolsa de Valencia

bolsavalenciaLas órdenes de compra o venta de acciones constituyen un instrumento esencial para los inversores, puesto que les permiten actuar en el mercado y son el medio que recoge los datos principales de la inversión o desinversión a realizar.

Lejos quedaron los sistemas de contratación de viva voz, en los que la negociación se producía físicamente en el parquet, mediante las manifestaciones de las ofertas de compra y venta en voz alta por parte de los miembros del mercado. Los servicios online han permitido que cualquier inversor acceda, a través de la aplicación homologada del miembro, directamente al mercado y pueda introducir órdenes de compraventa en tiempo real. Resulta fundamental que el inversor dedique unos minutos a la revisión detallada de los términos de la orden con carácter previo a introducirla, en especial por lo que respecta al número de títulos y precio ofertado, el plazo de vigencia de la orden, las probabilidades de ejecución de acuerdo con los últimos precios de cruce en el mercado, las comisiones asociadas a la compraventa o la posibilidad y condiciones de revocación de la orden.

Del mismo modo, el inversor debe conocer qué tipo de orden le conviene introducir en el mercado y comprender su funcionamiento, puesto que las posibilidades que ofrece el sistema tienen efectos muy distintos que inciden directamente en el riesgo que se puede asumir.

Tres posibles elecciones
El sistema bursátil permite introducir tres tipos de órdenes sobre las acciones: limitadas, de mercado y por lo mejor. Existen otro tipo de órdenes que con frecuencia los miembros del mercado ofrecen a los inversores, como por ejemplo órdenes condicionadas (las más habituales son las comúnmente conocidas como stop-loss o stop-profit); no obstante, se trata de servicios prestados por las entidades intermediarias, pero no existe una solución técnica para que se introduzcan directamente en el sistema bursátil.

A efectos de ilustrar con ejemplos el funcionamiento de cada tipo de orden, tomaremos como referencia el siguiente libro de órdenes sobre un valor determinado:

2016-julio-opi-Bolsa-grafica

 En los ejemplos, se revisarán los efectos que puede tener para un inversor titular de un paquete de 300 acciones la introducción de distintos tipos de órdenes de venta.

1. Órdenes limitadas
Las órdenes limitadas se introducen fijando un precio máximo de compra o venta, según corresponda. La orden limitada de venta se ejecuta únicamente por un precio igual o superior al ordenado y la orden limitada de compra por un precio igual o inferior. En caso de que no exista contrapartida suficiente al precio establecido, la parte no ejecutada permanece en el libro de órdenes hasta que exista contrapartida al precio fijado.

Ejemplo. Si el inversor introduce una orden de venta de 300 acciones limitada a 4,15 euros, se venderían 70 acciones: las correspondientes a las órdenes de compra iguales o superiores a 4,15 euros. Respecto a las restantes 230 acciones, la operación no se ejecutará hasta que aparezcan nuevos compradores que introduzcan órdenes de compra a 4,15 euros.

2. Órdenes de mercado
Las órdenes de mercado son las que más riesgo pueden generar para los inversores. No contienen una referencia de precio, sino que se cruzan con los mejores precios de contrapartida. Por tanto, en caso de que en el momento de emisión de la orden no exista contrapartida suficiente, la parte de la orden que no fuera ejecutada permanecería en el sistema hasta cruzarse con una orden de signo contrario, cualquiera que fuese el precio de ésta.

Ejemplo. Si el inversor introduce una orden de venta de mercado sobre 300 acciones, la venta se celebraría en los siguientes bloques:
• 20 acciones a 4,20 euros.
• 50 acciones a 4,15 euros.
• 100 acciones a 4,10 euros.
• 130 acciones a 4,05 euros.

3. Órdenes por lo mejor
Las órdenes por lo mejor se introducen sin fijar un precio. El precio quedará fijado al mismo que ofrezca en ese momento la mejor contrapartida. En caso de que la contrapartida que existe al mejor precio no tenga un volumen suficiente para cruzar la totalidad de la orden, la parte que no se ejecutase quedaría como una orden pendiente a ese precio. En ningún caso se cruza la orden por lo mejor con otra de signo contrario por un precio menos favorable.

Ejemplo. Si el inversor introduce una orden de venta por lo mejor sobre 300 acciones, se procedería a vender únicamente las acciones al mejor precio de mercado ofrecido en ese momento, esto es, se venderían 20 acciones a 4,20 euros. La orden sobre las restantes 280 acciones quedaría en el libro de órdenes hasta que algún inversor introduzca una orden de compra 4,20 euros.

Deje una respuesta